Destacado

Soy de la Generación X !!!

La otra tarde, pacientemente esperaba que mi hijo dejara el móvil en el que estaba en “modo multitareas”.  Le advertí que ya era hora de pasar a otra actividad un poco menos lúdica pero necesaria y su respuesta cuanto menos me hizo reír:

images“¡¡¡Soy de la generación T, he nacido en plena era digital,  sentarse delante de un libro  es poco motivador, tendrían que existir otros medios más interactivos!!!”.

La verdad es que no le falta parte de razón, esta generación se encuentra en pleno desarrollo educativo y  creo que presenta uno de los mayores desafíos educativos de la historia.

Y es que, esta generación no concibe el mundo sin internet, Wi-Fi, youTube o Instagram, están acostumbrados a interactuar con los medios digitales directamente con las manos, es la primera que en lugar de digitalizar sus prácticas analógicas, debe hacer un esfuerzo de adaptación para adaptar sus prácticas digitales cuando se enfrenta a ambientes analógicos. Les cuesta pensar, como los que somos de otra generación podíamos “vivir” sin todo eso.

Esta generación es un grupo con un comportamiento de hecho y no con una serie de características aisladas.

Ya sabemos de la velocidad de los avances tecnológicos, pero ¿somos lo suficientemente capaces de gestionar el cambio, los que somos de la “generación X”? y es que el choque generacional ha existido siempre….

 

 

A cuenta de las Donaciones de las Fundaciones a la Sanidad Pública…

La filantropía que algunos magnates ejercen para con sus semejantes a través de instrumentos jurídicos que crean “ad hoc” se manifiesta en ocasiones con donaciones de dotaciones instrumentales sanitarias de elevado ceoste.

La potencial polémica que al respecto se puede crear a veces traspasa el umbral del “debate sanitario” para inocularse de forma sesgada en un debate popular que en ocasiones se torna populista.

En el sistema capitalista global y mundial que vivimos se generan retornos multimillonarios de visionarios que en su momento accedieron a la categoría de magnates tecnológicos con orígenes más o menos humildes. Así Bill Gates, Jeff Bezos o Mark Zuckerberg invierten a través de Fundaciones, inmensas cantidades de dinero en objetivos relacionados con la Salud o con la Educación a nivel mundial.

En esa línea, y en España, el multimillonario Amancio Ortega tomó la decisión de ejercer su inquietud filantrópica, mediante la donación a los Sistemas Sanitarios de algunas Comunidades, de costosos equipamientos sanitarios que de otra forma tendrían un gravoso impacto en el Presupuesto Público.

Esta noble contribución al bien común por parte de este magnate del mundo textil, se ha traducido en Andalucía en unas mejoras cualitativas de los equipamientos más modernos destinados al tratamiento del cáncer. El agradecimiento de la Sociedad por este generoso gesto, no debe ser incompatible con la exigencia de la Administración Pública para que cumpla con todas y cada una de sus obligaciones fiscales. Ello, por tanto, no es incompatible con un proceder que finalmente beneficia a la universalidad de los usuarios del Sistema Público de Salud. A mi modesto entender además de agradecer dicha aportación al bien común no estaría demás desplegar, por parte de los actores principales, argumentarios pedagógicos que, en este sentido, den una visión más completa de actuaciones como esta.

¿Sanitarios o Usuarios? Cambio de perspectiva

Tendemos  a situarnos a un lado concreto de la salud, en la de expertos, consideramos que nuestras competencias y conocimientos, que tanto nos cuestan, nos sitúan  indudable en un lado concreto de la atención sanitaria, estamos tan centrados en el trabajo que nuestra visión es limitada.

Somos principalmente usuarios, clientes, ciudadanos o como en cada época sea la denominación correcta para el término “Paciente”

imagen de medico enfermoDeberíamos recordar que al nacer, lo hacemos en general, en un centro sanitario, y que las primeras manos que nos tocan, nos acogen y nos cuidan pertenecen a un profesional sanitario. Aunque a lo largo de nuestras vidas seamos personas relativamente sanas, nos han vacunado, vendado esguinces, o medicado al menos en alguna faringitis.

Por tanto, no nos equivoquemos, hemos sido usuarios y a partir del momento en que os escribo lo seremos algo más, solo hay que dejar pasar el tiempo. Solo tenemos que recordar que cuando algún problema de salud nuestro  o de un ser querido se interpone en nuestro camino, se convierte en nuestro principal preocupación, todo los demás se relativiza.

Ahora, posiblemente tenemos una visión sesgada, dado nuestra pertenencia a la organización, posiblemente nuestra relación con el sistema al ser pacientes es diferente a la de la población general, en general solemos encontrar algún compañero o amigo que nos facilita el acceso a los medios que necesitamos. Es verdad también que nuestro conocimiento de “lo que se cuece dentro” nos produce una tensión que se añade a la que produce la enfermedad, “Por favor, que no esté en la puerta Fulanito, “Dios quiera que esté de guardia “Menganito” que os voy a decir que no sepáis.

Creo que habrá una fase peor, la jubilación.

El día que entremos como pobre enfermito en nuestro hospital de toda la vida, y no conozcamos a nadie, y aún peor, nadie nos conozca a nosotros. Nos veamos rodeado por  gente a la que consideraremos muy jóvenes. Posiblemente seamos los pacientes más temerosos, escucho a diario a colegas de mi edad quejándose de que antes se hacían las cosas mejor, había más respeto, los residentes eran más responsables y no pensaban solo en el dinero, un largo etc.

¡Qué miedo pasaremos!, tanto tiempo a un lado de la barrera,  diciéndole a nuestro pacientes que no se preocupen, que no les va a doler, y en ese momento con nuestro pijamita y alguien que se dirige a nosotros como “Abuelito/a”,

¡Me va a dar un pasmo!

Compis, somos pacientes, pacientes de bata blanca, no nos engañemos, aunque sea por puro egoísmo deberíamos hacer un ejercicio diario, dejarnos invadir por la sensación de ser usuario en cada situación en que nos enfrentemos. Tratemos de hacer una medicina basada realmente en el paciente, a propósito ¡Qué frase más vaciada de contenido! , la vemos y la incorporamos en cualquier presentación powerpoint.

¿No creéis que sería interesante que los sanitarios nos convirtiéramos en los principales defensores del paciente? Nuestro conocimiento de la organización y del modelo sanitario debería ser aprovechado por la sociedad. ¿Y si algunos  jubilados se incorporaran a esta tarea? Se podría crear algún órgano asesor para apoyar a las organizaciones defensoras del paciente. Claro que tal como lo escribo me doy cuenta de que posiblemente ya  existan, si es así pensaré en incorporarme a ellas cuando me jubile, pero bueno, lo dejo como idea, tengo un compañero que haría un magnífico trabajo.

El latido al otro lado del fonendo, Paulín Seijas JL

Cuando el médico es el paciente. Albújar-Baca PF , Acta Med Per. 2015: 32(3): 164

 

Soy médico??

Resultado de imagen de caricaturas del politico en el medico

Evidentemente no soy política, nunca lo he sido, en realidad ni siquiera me ha interesado. Forma parte de nuestras vidas, está ahí y hoy en día la tenemos hasta en la sopa. Hasta los niños saben identificar los colores de cada partido político, conocen a Donald Trump y se permiten hacer comentarios que ven en los medios de comunicación, lo que oyen de la gente y a ciertas edades en el colegio hacen una especie de debates.

Siempre he querido ser médico, desde pequeña me imaginaba cómo sería saber por qué ocurre un síntoma una enfermedad, qué lo desencadena y, sobre todo, como curarlo, cómo ayudar a la gente para poder desprenderlos de esa agonía. Recuerdo que en Selectividad tan solo marqué la casilla de Medicina, no me imaginaba haciendo otra cosa.

Durante los 6 años de carrera te da tiempo a pensar y a variar en muchas ocasiones sobre a qué te quieres dedicar, Digestivo, Primaria, Neumología, Pediatría…la verdad es que nunca me imaginé en Gestión. Pero de repente por carambolas de la vida apareces en un despacho de un Hospital donde fuera hay cartel que se lee Director Médico. Y lo que nunca me imaginé es la inmersión en la política!!!!!! de forma indirecta, pero aquí estamos, desde hace unos meses con todo el cambio político, en el que yo participé el día de las votaciones, con incertidumbre sobre nuestro futuro, la ansiedad de no saber qué pasará mañana, si merece la pena poner en marcha o seguir con todo lo que habías comenzado con tanta ilusión,  pero trabajando, al fin y al cabo eso es lo que hacemos trabajar, intentando sacar la LEQ, CCE, sacando de debajo de las piedras (y de Venezuela) profesionales para poder mantener la Asistencia Sanitaria y buscando espacios en un Hospital donde ya no cabe ni un alfiler, tranquilizando a los cargos intermedios y dándoles seguridad y a la vez viendo cómo van cayendo todos mis compañeros en otras provincias y preguntándote por qué, con qué criterio, somos médicos, sanitarios y luchamos diariamente por aquello que desde que era niña tanto ansiaba, ayudar a desprenderlos de esas agonías, no como lo había pensado , pero en realidad el fin de la Gestión es el beneficio del Paciente.

Ya se ha hablado mucho de la politización de la salud, recurriré a unas palabras que no son mías https://www.letraslibre.com> la politización de todas las cosas; la politización de todas las cosas ha tenido efectos devastadores sobre las relaciones personales. En su tratado de la amistad Cicerón apunta que la política es causa fundamental de la discordia entre amigos….

Joyeux Anniversaire !!!!

images 5

El próximo 12 de mayo se celebra el Día Internacional de la Enfermería, coincidiendo con la fecha en la que se conmemora el nacimiento de Florence de Nightingale, considerada la madre de la enfermería moderna.
En los últimos años, me ha quedado en la impronta la necesidad de hacer visible la profesión enfermera, y la búsqueda por parte de los profesionales de espacios de encuentro que les permitan compartir novedades, experiencias, vivencias…

Algunas evidencias de lo primero, quedan de manifiesto en estudios como el denominado “Radiografía de la Enfermería Española”, que indica que el 60% de la población española desconoce las funciones de la enfermera. Como conclusión a este informe se planteó el reto de visibilizar el trabajo de la enfermería.

Para afrontar este reto las distintas instituciones, colegios de enfermería, sindicatos… ponen en marcha campañas coincidiendo con este día. A modo de ejemplo, os presento la campaña del Consejo Internacional de Enfermería (CIE). Puesta en marcha para el periodo 2017-2019, y denominada “Enfermeras: una voz para liderar”, a través de la cual, de forma anual, lanza un lema cada año.

Año 2017: Enfermería. Una voz para liderar: Alcanzando los ODSImagen 1

El objetivo en este año era crear conciencia: primero dentro de la profesión de la Enfermería, acerca de que son los Objetivos de Desarrollo sostenible (ODS) y por qué son importantes; y, en segundo lugar, entre la población, los gobiernos y los órganos de decisión, sobre la contribución que las enfermeras ya están realizando para el logro de los ODS, haciendo especial hincapié en el liderazgo individual, profesional y de equipo que deben ejercer los enfermeros en el mundo.

 

 

Año 2018: Enfermería. Una voz para liderar: La salud es un derecho humano.

imagen 2.png
Las enfermeras son esenciales para transformar el cuidado de la salud y los sistemas de salud de tal manera que ninguna persona se quede atrás, sin acceso a cuidado o a la atención médica.

 

 

 

Año 2019: Enfermería. Una voz para liderar: La salud para todos

imagen 3.png
El CIE plantea que las enfermeras lideren y participen en la toma de decisiones para el desarrollo de los servicios de salud y las políticas sanitarias.

Respecto a la búsqueda de espacios de encuentro, desde mi perspectiva, la enfermería los ha encontrado principalmente en el mundo 2.0 donde un gran grupo de profesionales se ha volcado en el desarrollo de blog y ha potenciado el empleo de twitter.

Pero desgraciadamente, cuando se cumplen años, siempre hay cosas buenas y cosas mejorables. En nuestra comunidad, todo el mundo parece tener claro ya, que su médico de atención primaria va a tener más tiempo para atender a sus pacientes mejor. Pero, y con la enfermería qué pasa. ¿Estamos perdiendo visibilidad en las instituciones?.
Las cifras en el ámbito nacional no son nada alentadoras, por lo que habrá que seguir trabajando.
A modo de regalo, las administraciones, paradójicamente este año, nos han regalado para el Día Internacional de la Enfermería, una macro OPE para un conjunto de profesionales que entienden que sus condiones labores son bastante precarias.

Yo, cómo no, lo celebraré realizando mi OPE, a la que acudiré de negro secundando la iniciativa de las compañeras del SERGAS

Imagen 4

 

ESTO SE VA ACABANDO…

maxresdefault           Hace aproximadamente un año me inscribí al Diploma de Gestión pensando que iba a ser rechazada mi petición porque competía con gente en mi hospital que estaban en cargos directivos; mi sorpresa fue cuando me comunicaron que el candidato elegido era yo.. Ante mi sorpresa, me dijeron que para una vez que se hace con cierto sentido común no lo pusiera en duda. Mi experiencia en gestión era escasa, porque en la actualidad ejerzo de jefe de sección y estoy “a pie de cama” tratando pacientes.

escuela-andaluza-salud-publica          Llegue a la Escuela Andaluza de Salud Pública con muchas ideas preconcebidas sobre la institución, que el tiempo me ha hecho ir cambiando; no era consciente de la cantidad de proyectos nacionales y sobre todo internacionales donde están presentes y la calidad del profesorado.

Mi experiencia con el diploma, a pesar de muchos matices, es excelente , fundamentalmente porque he conocido un grupo humano con los que he convivido estrechamente durante este año, alcanzando un grado de amistad casi cercano al hermanamiento; el contacto con todos me ha enriquecido profesionalmente y lo que es más importante he ganado muchos amigos para los próximos años.

Hay módulos donde he disfrutado muchísimo como el de motivación, liderazgo y habilidades de comunicación ( tal vez por lo “calladito” que soy) y otras partes del diploma que me han supuesto un esfuerzo de apertura importante sobre todo cuando Ángel nos dijo que teníamos que hacer un blog (mira que al principio Ángel me cayó muy bien por su gusto común a la música Indie y al mundo de los festivales) y creo que mi grado de imaginación, prosa e inventiva ha quedado claramente en entredicho. Desde hace más de 32 años, prácticamente todo lo que he escrito y leído esta relacionado con el mundo de la medicina y esto me ha supuesto un reto diferente.

Creo que me he divertido mucho durante este Diploma (pase lo que pase en lo que resta de curso) con un profesorado con una gran formación y unos alumnos con unas competencias increíbles para el cargo que ocupan. En mitad del curso, hemos tenido elecciones y cambio de gobierno que ha repercutido en muchos de los alumnos, unos porque han dejado de ser directivos y otros porque han comenzado a serlo, y todos estos cambios han ocasionado trastornos, inseguridad que no han beneficiado el normal desarrollo del diploma.

Se acaba el diploma pero vuelvo de nuevo con otra ilusión por estas fechas ….. los festivales y empezamos en Granada  este sábado con  “EN ÓRBITA”, donde espero encontrarme con Ángel y que el lunes escriba como ha sido de espectacular la actuación de los míticos 091.

 

                                     Muchas gracias a todos por este magnifico año

 

 

La descapitalización de la Atención Primaria

descarga.jpgSon muchas las personas mayores que me comentan todos los días en la consulta lo que han vivido, lo que han visto y que ya no les sorprende nada. Debo estar yo entrando en esas edades y aunque todavía no los considero coetáneos de verdad que últimamente me sorprendo muy poco de las cosas que ocurren a mi alrededor.

A estas alturas del partido, desafortunadamente, soy capaz ya de entrever lo que va a suceder en el futuro y por eso, ya no me sorprendo de nada. En esta última entrada del blog, en el que he intentado describir la dificultad con la que un gestor tiene que enfrentarse a la hora de tomar decisiones, quisiera dedicar mis impresiones a aquellos gestores que tienen el enemigo dentro.

Claro está que probablemente no somos del todo libres para tomar decisiones. Que habitualmente somos esclavos de nuestras promesas realizadas con la mejor intención en épocas pasadas pero no tan remotas y que la mano política interfiere. En todas estas situaciones le damos un “menú de decisiones” para que otros decidan por nosotros.

Lo realmente terrible es cuando no podemos ni siquiera aportar un menú, sino que otros ya directamente nos dicen que decisiones debemos tomar y cuando las toman por nosotros. El enemigo está dentro. El enemigo está el el despacho de al lado, pero no te has dado cuenta. El enemigo vien a tu despacho y te da ideas de lo que tienes que hacer.

Actualmente estamos viviendo en la mayoría de los Servicios Públicos de Salud una incapacidad real para poder adaptarnos a las nuevas características del mercado laboral. Esto lo he aprendido en la EASP: “el problema que se repite todos los días a lo mejor no es un problema, es una característica” (Sergio Minué dixit). Y la característica de nuestro sistema, como el de todas las empresas, es la alta rotación de los profesionales, la volatilidad de los mismos y la dificultad para encontrar profesionales competentes. No vamos a entrar en los “porqués”, en los “cómo es posible” ni en las propuestas para mejorar el déficit de médicos (que es a lo que se reduce publicitariamente el problema).

Me gustaría comentar alguna de las soluciones que aportan los gestores, azuzados por las fuerzas oscuras de los Hospitales, aquellos jefes de Servicio agobiados por cumplir el decreto y Directores de Personal que tienen que cubrir vacantes. Sabemos que la Atención Primaria es un campo lleno de médicos que a lo mejor nunca debían haber escogido la especialidad. Así sin rodeos. Un elevado porcentaje de ellos eligieron Familia, porque la nota no les llegaba, esperando llegar de alguna manera al “cielo” del hospital, el sitio donde parece que van a ser más felices, más reconocidos y menos ninguneados. Aprovechando esta tormenta perfecta algunos gestores sin escrúpulos y otros sin competencias se permiten la osadía de pescar médicos en los “caladeros” de la Atención Primaria para llenar los huecos del hospital y usarlos para Médicos de Urgencias, Médicos del Trabajo, Médicos de Cuidados Paliativos, Médicos de  Consultas de Filtro, etc. Todo sea sacar de la reserva médicos anhelantes y disponer de ellos para saciar la voracidad del Hospital. Estas políticas extractivas de capital humano, tan frecuentes en Áreas de Gestión Sanitaria de zonas especialmente difíciles de dotar, son las políticas que deberían vigilarse, si queremos tener un Atención Primaria digna para los ciudadanos y útil para los gestores. De otro modo no es más de lo mismo.

Antivacunas ¿Se inicia el retroceso?

calendario vacunas

La introducción de las vacunas ha sido una de las armas más eficaces en la lucha contra las infecciones, azote de la humanidad. El cambio que en los países desarrollado se ha producido en los índices de la mortalidad de la población se debe en gran medida a la vacunación, la viruela ha desaparecido de todo el mundo y la poliomielitis, ya inexistente en el mundo occidental, parecía que podría ser dominada totalmente en pocos años.

En España las campañas de vacunación han acabado con el sarampión y han disminuido significativamente el número de casos de difteria, tétanos, tos ferina, rubéola y parotiditis

Sin embargo, desde el inicio, determinados grupos de población se organizaron en contra de la vacunación obligatoria, ello fue favorecido por un artículo publicado en “The Lancet” en 1998 que vinculaba la vacuna de la triple vírica al autismo.

¿Tienen derecho a no vacunar o no vacunar a sus hijos los que se oponen a esta práctica? Podría pensarse que si en principio, al menos en caso de los adultos respetando así el derecho a manejar la propia vida, pero todos sabemos que eso supone poner en riesgo  a terceros.

Los humanos somos seres sociables, nos agrupamos para vivir, son excepcionales las personas que prefieren vivir en soledad absoluta, aunque podríamos asegurar que no fue así en alguna etapa de su vida. ¿Podemos aprovechar las ventajas de vivir en sociedad y despreciar uno de sus pilares, el cuidado de la salud del conjunto de la población? La respuesta es similar en todos nosotros: No, la vacunación es obligatoria y debemos evitar su incumplimiento. Hasta ahora no hay medidas claras para conseguirlo, pero empiezan a desarrollarse, por ejemplo ya está regulada en algunas comunidades la obligación de presentar la cartilla de vacunación para poder escolarizar.

Parece que se abre otro campo de batalla, la antivacunación llega a las mascotas, algunos dueños se oponen a vacunarlos con la vieja excusa del autismo, en los caballo es especialmente preocupante y en Nueva York se ha advertido ya de la escasa  de los perros, ¿Qué pasará con la rabia?

vacunas

Así, mientras la mayoría de la población desea que se descubran vacunas para las enfermedades infecciosas que aún no la tiene, evitando el dolor y sufrimiento, algunos no aprovechan los avances de la sociedad con débiles argumentos y es más aunque invocan supuestos estudios científicos no hacen caso de ellos al poner en riesgo la vida de los demás

Creo que las autoridades deben tratar este asunto con determinación y valentía

El Usuario toma el Control

Justin TV
Justin TV is just one of many ways to see free tv online and watch movies online free

Desde que desembarcaron en España los servicios de televisión on-line, sufrí un salto cualitativo en mi experiencia televisiva. Las cadenas al uso han quedado relegadas en mi día a día a contenidos muy específicos: eventos deportivos, noticias y algún programa tipo “Salvados”.

En definitiva, he pasado de ser un consumidor de contenidos televisivos programados a ver lo que quiero y cuando quiero.

El otro día descubrí que en Netflix, han comenzado a desarrollar contenidos interactivos, en los que el espectador tiene la posibilidad de decidir el desenlace de las series. Un nuevo horizonte en las experiencias televisivas, finales alternativos… Si esto llega a existir en Juego de Tronos, a lo mejor el enano ya no estaba.

Reflexionando sobre este concepto del “usuario toma el control”, me planteaba, si en el ámbito sanitario, los profesionales estamos preparados para afrontar este reto, ya que contamos con usuarios cada vez mejor informados, que disponen de acceso a internet 24 horas a través de sus móviles, y la finalidad de la atención sanitaria ha sobrepasado el concepto de curación/cuidado, para abarcar otros aspectos como el de la percepción del usuario o la satisfacción.

Es verdad que hay algunas “tímidas” iniciativas a este respecto: Libre elección de profesionales, las Escuelas de Pacientes…  pero a mí me gustaría centrarme en el concepto de la Toma de Decisiones Compartidas (TDC):

La TDC, de forma muy escueta, se puede definir como un tipo de relación entre el profesional sanitario y el paciente, que cumple con tres requisitos básicos:

  • Intercambio de información entre el paciente y el sanitario
  • Deliberar sobre las distintas opciones
  • Tomar una decisión consensuada

A menudo nos encontramos con pacientes que incumple las recomendaciones de los profesionales pero, ¿consideramos si estas se ajustan a su preferencias?, ¿las pactamos?, ¿conocemos sus expectativas?.

Algunos autores describen como posibles causas que dificultan la TDC:

  • La TDC es poco frecuente en las consultas de los médicos
  • No están consensuados los elementos clave que definen la TDC
  • Se precisa formación para la TDC
  • No existe suficiente evidencia respecto a la efectividad de las TDC, ni está claro con qué usuarios y en qué momento es más conveniente su uso.

Ahora que desde nuestra consejería de salud se está apostando por incrementar los tiempos que se dedica a cada acto asistencial en atención primaria, que hablamos de las agendas de 30 pacientes y 7 minutos por paciente. ¿Podríamos caminar en este sentido?, ¿podríamos hablar de TDC?, ¿podríamos avanzar en la idea de que el usuario tome el control?

No sé si existirá algún planteamiento a este respecto, mientras espero el desenlace, seré un “usuario que toma el control”, al menos de sus contenidos televisivos.